Lo llaman fiesta pero en Asturias sabemos lo que es realmente: una selección natural de las especies, la teoría de Darwin bañada en sidra, esa prueba a vida o muerte que distingue guajes de paisanos. No vayas preparado y muere. Sigue nuestros consejos y será el momento más especial de tu vida. Eso y cuando descubriste el cibersexo.

 

  1. LOS PREPARATIVOS:

(Especial mujeres) DEPÍLATE. Si puntúes no queremos que te confundan con CHEWBACCA y escapen en el Halcón Milenario. Aunque no desesperes, siempre va a haber alguno dispuesto a sacate su “espada láser”. Y el maquillaje, recuerda: Un poco sí, pero que parezcas la prota de “Memorias de una geisha” no.

(Especial hombres) NO TE DEPILES. Punto. ¿Qué yes un paisano o un runner afrancesau?

 

  1. UNIFORME REGLAMENTARIO:

Si yes mujer nunca nunca NUNCA lleves tacones. A no ser que quieras quedar clavada en el prau y te acaben usando para espantar gorriones. Cuenta la leyenda que Anselma era una guaja que fue al Carmín con tacones y tuvieron que arrancala de la tierra con una pala excavadora. A los 66 años.

Si yes hombre, lo ideal ye una camiseta blanca. Lo ideal decimos para que se ensucie de mierda, vómitos y verdín. Así luego podrás enmarcarla y vacilarle a tus nietos: “guajes, yo sobreviví a una fiesta prau”.

 

  1. COMPRUEBA EL ESTADO DE LA HIERBA:

Esto es básico. Parece una tontería, pero la gente por el ansia viva que tienen de folixa son capaces de pedir el agua en la sección de perfumes del Lidl. ERROR. Hay que asegurase que llegaste a la fiesta. Y luego que sea prau. Y si ye un prau ye un prau, no la jungla de TARZÁN. Más de 6 centímetros ye pa plantar tomates. Y menos de 3, el campo del LOGROÑÉS. No vale tampoco. La hierba tiene que ser corta y firme, como la pirula de un mandril. Y recuerda, es hierba. Pero no se fuma. NUNCA. A no ser que lleves 3 cajes de sidra. Entonces sí.

 

  1. ESTUDIA TU ENTORNO:

Para los asturianos una fiesta prau ye lo más cercano al paraíso que va a estar nunca. Pero no te confundas: por el camino tendrás que esquivar hogueras, botellas rotas, madrileños borrachos, tortillas a medio comer… Si no lo afrontas adecuadamente eso puede convertirse en el gran Prix versión astur y tú ser Mario Bros con montera picona. Así que visiona rápidamente los puntos clave: la barra del bar, la orquesta con cantante hortera y la gitana rumana que vende globos.

 

  1. HIDRÁTATE BIEN:

¡Home! ¿Entonces pa que vas? Sidra. Sidra. Sidra. Sidra. Sidra. Sidra. Sidra. Sidra. Sidra. Sidra. Sidra… ¡ah! Y SIDRA. Nunca hay mucha sidra, sino poco paisano. Chuma sidra como si la fueran a prohibir. O en su defecto, cubalibres como pa una boda. Por cierto, cualquier otra bebida que no contenga alcohol será constitutiva de delito. Agua o Fanta suponen pena de muerte si lo denuncias en un juzgado asturiano. YE ASÍ.

 

CONTINUARÁ…

Estos son solo alguna de las reglas de oro que debes seguir para no morir en una fiesta prau. ¡Atentos a la segunda entrega en la que te enseñamos a mear detrás del matu, reíte de los guiris y ligar con los integrantes de la orquesta pachanga! ¡Ser cinturón negro en una fiesta prau ye fácil si sabes cómo! ¡GARANTIZADO!