Santiago Peón García, gerente de robótica para el hogar “Ayúdoteyo SISTEM”, se mantiene estable, dentro de su gravedad, según el último parte médico.

El joven emprendedor asturiano sufría un aparatoso accidente el pasado viernes cuando se encontraba trabajando en el stand de FIDMA de su empresa.

Según pudo saber este medio, un matrimonio procedente de Villaviciosa originó el accidente de Santiago. La policía municipal de Gijón, tras entrevistar a diversos testigos presenciales, recreó los hechos de la siguiente manera:

SANTIAGO

Señora, no toque eso que es muy delicado.

MUJER

Ay perdona fíu… ¡cómo no hay ningún cartel ni nada!

SANTIAGO

Ya, pero hay una valla de metro y medio. ¿No la vió cuando la apartó de un bolsazu?

MUJER

Hablado de bolses… ¿Qué ye que aquí no dais nada?

SANTIAGO

No señora. Pero tenemos el TICO 2000XP con un 50% de descuento y…

MUJER

¿¡Cómo que no dais nada!? ¿¡¡Pero qué mierda de puestu ye esti!!?

SANTIAGO

Oiga señora que yo no la ofendí.

MUJER

Donde si que no me ofendieron y saben tratar a la gente ye donde me dieron, ¡esta gorra!, ¡esti llaveru!, ¡¡esti paraguas!!, ¡¡¡esti…

HOMBRE (MARIDO)

Mari… ¿pa qué quies un paraguas con el día tan guapu que haz?

MUJER

¡Eso! ¡Tú siempre de parte del otru! Desde luego Antonio, ¡mira que yes boborolo! Primero, quierolu porque esto ye Asturies, ¡y aquí puede ponese a llover en cuanquier momentu! Y segundo y más importante… ¡esti paraguas! ¡¡quierolu porque… ¡¡¡ YE GRATIS!!!

Fue en ese momento, al escucharse alto y claro la palabra “GRATIS”, cuando se produjo la tragedia. Tres autobuses de jubilados procedentes de Tineo, Blimea y Morcín, acababan de entrar en el recinto ferial y acudieron en masa a la llamada.

Poseídos por la irrefrenable atracción de un artículo gratis, la multitud provocaba una avalancha humana que sepultaba el stand de Santiago… con él dentro. Hicieron falta cuatro palas excavadoras y dos grúas de El Roxu para liberar al joven y trasladarlo de urgencia al hospital de Cabueñes.