La gente no daba crédito. Un paisano de barba y que hablaba hebreo comenzó a construir un ARCA DE MADERA en pleno Lugonés. “Yo vilu que venía con unes tables del Leroy Merlin pero pensé que iba a construir una cuadra”, decía Faustino Taboada. Faustino fue unas de las personas que se agolpó alrededor de este enigmático paisano que golpeaba aquellos tablones como si le debieran perres.

Luego, según todos los testigos, llamó a un perrucu que paseaba por allí y le dijo a la oreya que buscara moza. Los más avispados lo vieron claro, ya sabían quién era. “Cesar Millán, el encantador de perros”, dijo Faustino Taboada, que recibía una paga del Estado. Otros concluyeron que aquel hombre podía ser NOÉ y lo que sucedía es que se podía estar preparándose un nuevo DILUVIO UNIVERSAL.

A las 12 horas, el arca estaba casi terminada. Eso produjo las quejas de uno de UGT que amenazó con denunciar al paisano de barba. ¿La razón? Trabajar 4 horas seguidas sin parar a comer el bocadillo. Y lo que se comió el sindicalista fue una hostia de aquel enigmático paisano que siguió clavando maderes.

Esto va ser el DILUVIO, porque siempre que voy a la peluquería llueve y tengo vez pal sábado”, decía la mujer de Faustino. Ella también cobraba una paga del Estado.

La realidad es que en el Principado ya están con la mosca tras la oreja. Eran muchos días con sol y excelentes temperaturas y el miedo se ha instalado en la población. Se teme que la lluvia venga con ganas de “vendetta” y ahora se pase 3 años seguidos cayendo agua. Si, 3 años. Leíste bien. Que esto ye ASTURIES, gallu. Ye posible.

De momento, alrededor del arca ya han sido avistados varias parejas de animales: gatos, caballos, chimpancés y un par de CAMELLOS. Estos últimos han detenidos por tráfico de estupefacientes.

4.25 / 5 (4 votos)

Artículos Relacionados